Sigiriya: La Roca del León

La visita al yacimiento arqueológico de Sigiriya, donde se encuentra la famosa Roca del León, es una de las excursiones más icónicas de Sri Lanka. De hecho, la mítica foto de la Roca es portada en muchas guías de viaje del país.

La Roca del León vista desde la entrada a Sigiriya

Sigiriya es, como hemos dicho, todo un complejo arqueológico cuyo enclave más importante es la Roca del León, que es, como su propio nombre indica, una gran roca que tiene esculpidas a sus pies las garras de un León.

Lo que hoy sólo son las patas fue en su día un león completo hecho de ladrillo. En la cima de la roca se encuentran las ruinas de lo que todavía hoy no está claro si fue un palacio o un monasterio. Las vistas desde arriba, aunque la subida es cansada, son impresionantes, y todo el misterio que rodea la historia lo hace aún más especial.

Echa un vistazo a nuestra ruta de dos semanas por Sri Lanka aquí

Consejos para visitarla

Básicamente, debéis de tener en cuenta el calor. Es por esto que conviene empezar la visita pronto, como a las 8 de la mañana, para evitar las horas de máximo sol.

Os recomendamos encarecidamente que os llevéis una gorra y alguna botella de agua (si no, allí podéis comprar agua), porque vais a sudar subiendo las escaleras hasta la cima. Nuestra sugerencia es, que al llegar, hagáis lo primero la subida a la roca, para evitar las horas de máximo sol, y ya al bajar podéis pasear por el resto del yacimiento que hay a los pies, en la parte de los jardines, así como visitar el Museo, que ya está más fresquito.

¿Cuándo cuesta?

Para visitar Sigiriya hay que pagar entrada. Es uno de esos lugares que como os hemos comentado, es caro para los precios de Sri Lanka, especialmente si se compara con lo que pagan los locales. Pero es una visita imprescindible. La entrada cuesta 4.350 LKR (26 €). Aceptan el pago en dólares (30 $) pero no con tarjeta de crédito.

Conoce Polonaruwa, otra de las históricas Ciudades Antiguas de Sri Lanka